El nuevo Opel Insignia, montará un motor 2.0 Turbo AT8 4×4

El nuevo Opel Insignia, tendrá la opción de configurar un excelente motor 2.0 Turbo AT8 4×4. Este motor turbo gasolina de 2 litros de cilindrada e inyección directa de altas prestaciones, estará disponible para aquellos que quieran disfrutar no sólo de un diseño y dinamismo deportivo, sino también de un motor con una gran potencia, gracias a los 260 CV que entrega este motor que, junto a los 400 nm de par máximo sostenidos entre las 2.500 rpm y las 4.000 rpm lo convierten en el motor más prestacional de la gama Insignia.
A nivel de prestaciones, este nuevo bloque en el buque insignia de la gama Opel, consigue una brillante aceleración de 0 100 km/h en tan sólo 7,3 segundos y alcanza una velocidad máxima de 250 km/h.De serie, este motor va a incorporar
el siguiente equipamiento en el Nuevo Insignia:
Chasis adaptativo FlexRide: una solución tecnológica que enfatiza el carácter dinámico del vehículo, ya que gracias a tres modos de conducción el conductor podrá configurar a su gusto el comportamiento del chasis:
Modo Normal: se ajusta automáticamente al tipo de conducción, ideal para la conducción diaria.
Modo Tour: da prioridad al confort, para una conducción relajada en viajes largos.
Modo Sport: la suspensión activa se endurece, el acelerador aumenta su sensibilidad, la dirección ofrece una respuesta más directa, el sonido del motor es más perceptible y la transmisión  automática cambia a mayor número de revoluciones.
Sistema de Sonido Premium BOSE
Navegador Intellilink RF900
Además, este motor se ofrece en conjunto con la nueva transmisión automática de 8 velocidades y tracción a las 4 ruedas. La transmisión automática de convertidor de par y de nueva factura, reúne eficiencia y dinamismo, así como una sorprendente rapidez entre cambio de relaciones.
traccion
Por su parte, la nueva tracción a las cuatro ruedas “Twinster” con reparto vectorial de par  permite transmitir par motor a ambas o sólo a una de las ruedas traseras. El Torque Vectoring controla la entrega de par a las ruedas en función de la posición del acelerador, ángulo del volante y superficie, otorgando mayor seguridad y dinamismo de conducción, sobre todo en superficies difíciles.

2017-04-29T10:00:44+00:00