Chevrolet Camaro ZL1: 580 caballos

Ya está entre nosotros el Camaro más potente de la historia. La denominación ZL1 añade un compresor al 6.2 V8 para alcanzar los 580 caballos y 754 Nm de par. Además, esta versión incluye una suspensión magnética variable que trabaja junto al control de tracción para transmitir toda la potencia al asfalto.


No ha pasado ni un mes desde que el Chevrolet Camaro está disponible en nuestro país y ahora la firma americana presenta una versión del deportivo, que en esta ocasión utiliza de nuevo el sobrenombre ZL1. Y es que este apellido ya es un mito desde que en 1969 se lanzase un Camaro con dicha denominación, del que sólo se fabricaron 69 unidades destinadas a la competición.

El nuevo Chevrolet Camaro ZL1 destaca por sus 580 caballos, que lo convierten en el más potente de la historia. Esta elevada cifra de potencia se alcanza gracias a la ayuda de un compresor volumétrico Roots que extrae del bloque de aluminio 6.2 V8 casi 600 caballos y un par digno de una cabeza tractora, 754 Nm. En Chevrolet están muy orgullosos de este propulsor y destacan que “tiene más potencia que un Ferrari 458 Italia, más par que un V12 de Aston Martin y mejor relación peso/potencia que un 911 Carrera GTS”.

En Chevrolet están muy orgullosos de este propulsor y destacan que “tiene más potencia que un Ferrari 458 Italia, más par que un V12 de Aston Martin y mejor relación peso/potencia que un 911 Carrera GTS”.

Chevrolet conoce el dicho de “la potencia sin control no vale de nada” y ha puesto dos sistemas a disposición del Camaro ZL1 para garantizar la adherencia del eje trasero cuando se abalance sobre él todo el empuje disponible. El primero es una suspensión magnética variable que dispone de tres modos -Tour, Sport y Track. Este sistema trabaja conjuntamente con la otra gran novedad, el Perfomance Traction Management (PTM), que regula el control de tracción -cuenta con 5 posiciones- y el de estabilidad. Además, incluye una función autoblocante que frena la rueda que pierde tracción. Otras mejoras son la nueva dirección que pasa a ser eléctrica en vez de hidráulica o un diferencial trasero con intercambiador de calor.


El Chevrolet ZL1 se podrá elegir con caja de cambios manual de 6 velocidades o automática con el mismo número de relaciones que incluye tres modos de cambio para adaptarse a diferentes modos de conducción. Aún no se han confirmado precio, prestaciones o consumo ni fecha de lanzamiento en Estados Unidos. Será difícil que llegue a los concesionarios europeos, aunque siempre quedará la opción de importarlo.

Fuente:  http://www.caranddriverthef1.com/